Perry Wood



Hace muchos años, gestionaba un campamento de equitación de verano en el suroeste de Inglaterra, que suponía estar constantemente buscando buenos caballos para comprar. Los vendedores y tratantes a menudo preguntaban: «¿Qué es lo que buscas, exactamente?» y nosotros le contestábamos en broma: «¡Pues el caballo de monta perfecto!» Yo lo decía de broma, porque no creíamos que el caballo perfecto existiera. Pero eso era antes. Después de varios años más trabajando con caballos he cambiado de opinión y creo que sí es posible crear un caballo de monta perfecto. Uno que sea perfecto para tus propios deseos y requisitos…

¿Cuál es tu idea del caballo perfecto?

> Libro

Cada caballo es único y también lo es cada jinete. Lo que significa que las ideas de cada uno probablemente sean diferentes de los demás. Para algunos, el caballo perfecto sería lento, constante y sólido, mientras que otros anhelan la emoción de uno brioso de sangre caliente…La lista puede ser tan variada como la gente que leerá este libro.

Este libro trata de crear el caballo perfecto PARA TI, y te dará las herramientas, consejos, técnicas y sugerencias que necesites para crear tu propio caballo de monta perfecto. Por ‘perfecto’, no quiero decir necesariamente que no haya posibilidad de mejorar y que los retos se hayan acabado. De hecho, la idea de algunas personas del significado de perfecto es ¡que siempre sea un reto!

Mi idea del caballo perfecto para montar

Mi idea del caballo perfecto es un caballo que disfruta al ser montado igual que yo disfruto montándolo a él. Quiero que el caballo trabaje conmigo y acepte mi rol como líder, que significa conseguir lo que quiero sin la fuerza, ni el castigo ni la dominación. Quiero que el caballo sea un buen amigo y compañero, pero también quiero que tenga energía, que sea ágil, y que trabaje con sensibilidad y flexibilidad, que tenga su ritmo y disfrute de un reto de vez en cuando…¡no es mucho pedir! Con tal de que te plantees un objetivo paso a paso, sin complicarte la vida y de forma inteligente, yo creo que es posible crear un caballo fantástico de la mayoría de ellos.

La mayor parte de la equitación de este libro se basa en los principios de la doma clásica. La doma clásica es la base de la mayoría de las disciplinas de equitación que vemos hoy en día, y se desarrolló por razones puramente prácticas. Es la destilación de 2.500 años de equitación y se basa en el entrenamiento del caballo para que sea ligero, sensible, valiente y ágil. El primer caballo entrenado clásicamente habría sido un caballo de guerra, o como todavía lo sigue siendo en la Península Ibérica, para la tauromaquia. Así que el entrenamiento de antaño tenía un auténtico propósito y aplicación porque ¡tu vida podría depender de lo bien que hubieras entrenado a tu caballo!

Creo que, al trabajar con este libro, verás que el caballo perfecto es un caballo completo, cuyo adiestramiento no se confina a la pista, sino que se abre a todo un mundo de posibilidades, y que a medida que pasan los días su compañía es un verdadero placer, al igual que montarlo.

Claro que podrías pensar que crear el caballo perfecto ¡implica que seas un jinete perfecto! Por esa razón he incluido consejos y recuadros titulados «jinete perfecto» en el libro, que contienen ideas con las que podrás ayudar a tu caballo ser lo mejor que puede ser—y puede que te lleves una agradable sorpresa, porque probablemente salga mejor de lo que te imaginabas.